¿Ya no sabes qué hacer para perder peso y ni si quiera sabes por dónde empezar? No te desesperes, te vamos a contar los métodos para adelgazar que funcionan. Te doy trucos para mantener tu mente a raya sin que te desanimes y para que los vayas adaptando a tu vida diaria, perdiendo peso de manera fácil.

Prueba estos métodos para adelgazar, sigue una dieta sana y equilibrada. Nutricionista online

Los mejores métodos para adelgazar

 Dieta sana y variada. No a las dietas milagro

Seguir una dieta equilibrada, es garantía de salud a largo plazo y además te ayuda a adquirir nuevos hábitos alimentarios que te servirán para alcanzar y mantener tu peso ideal.

Contar calorías para adelgazar está pasado de moda, el truco está en que hagas una correcta combinación de los alimentos. En los mejores métodos para adelgazar, no existen alimentos prohibidos, esto evita que tengas ansiedad por la comida, o que la dieta sea demasiado estricta y no consigas llevarla a cabo, como ocurre con la mayoría de las dietas milagro. Los métodos para adelgazar más exitosos además deben ser compatibles con tu vida social y no tienen efecto rebote, porque no reducen la velocidad de tu metabolismo.

Tu bandeja antihambre

Métodos para adelgazar. Bandeja antihambre

Hacer 5 comidas al día debe ser la base de cualquier alimentación sana. En cada comida debes tomar hidratos de carbono, proteínas y grasa insaturada, considéralos tu triángulo mágico. Los tentempiés no deben ser una excepción. Por eso uno de los mejores métodos para adelgazar es que prepares tu bandeja antihambre, en la que siempre debes tener una pieza de fruta, una loncha de fiambre magro y una nuez. Puedes llevártela donde quieras, por lo que no tienes excusa para saltarte la dieta, ya que debes comer cada 4 horas.

Un poquito de ejercicio

Siempre acompañado de una buena alimentación, el deporte es uno de los métodos para adelgazar más saludables. A estas alturas ya sabes todos sus beneficios: Estimula corazón y pulmones, tonifica los músculos, fortalece tus huesos, mejora la circulación y la actividad cerebral. Es positivo a nivel mental ya que reduce el estrés y aumenta tu motivación gracias a la producción de endorfinas y serotonina.

Las endorfinas son conocidas como las hormonas de la felicidad debido a que regulan la alegría. Al liberarlas a través del ejercicio influyen en tus niveles de dolor físico actuando como una especie de calmante y también te ayudan a controlar la ansiedad. Se producen de forma natural en tu cuerpo y su producción aumenta si haces ejercicios de resistencia.

La serotonina es un neurotransmisor que regula las funciones del sueño, el estado de ánimo y el apetito. Si quieres que se convierta en uno de los métodos para adelgazar, debes llevar una alimentación sana, hacer ejercicio regular, practicar técnicas de relajación como el yoga y dormir al menos 7 horas. El estrés es uno de los factores que más baja tus niveles de serotonina, así como la mala alimentación y la edad.

Practicar deporte enriquece tu vida social al conocer a gente que comparte tus aficiones. Te recomendamos que hagas, como mínimo, 20 minutos de ejercicio cardiovascular al día y 5 minutos de tonificación muscular, todo ello acompañado por una buena dieta para la nutrición deportiva.

Trucos de motivación

El factor psicológico es muy importante por eso el coaching nutricional es uno de los métodos para adelgazar que facilita alcanzar el objetivo de peso. Con motivación y fuerza de voluntad puedes conseguir todo lo que te propongas, parte de la base de que si nunca lo intentas, nunca lo vas a conseguir, y todo lo que vale la pena cuesta un esfuerzo, por ello sigue estos trucos de motivación:

  • Plantéate para qué quieres perder peso: sentirte mejor, verte más esbelt@…
  • Haz dos columnas, en una escribe lo que te «impide» empezar una dieta, en la otra, las posibles soluciones que puedes adoptar.
  • Haz una apuesta, ya sea con algún amigo o familiar o contigo mism@. Cuando te tocan el orgullo siempre aflora tu fuerza interior.
  • Cuando comiences sácate una foto y repítela cada mes. Será un extra de motivación cuando veas como va cambiando tu cuerpo y vas alcanzando el objetivo que persigues.
  • Registra tu progreso cada semana. No te peses todos los días, para que no sea una obsesión. Hazlo en ayunas y desnud@. Si puedes mide tus contornos de cintura y cadera, te ayudará a visualizar tu progreso. Te recomendamos que descargues nuestra APP gratuita, para registrar las gráficas de tu evolución.
  • Marca un objetivo en un plazo de tiempo realista. Si no tienes una fecha límite sentirás que tu objetivo es muy lejano, pero si te marcas una fecha te servirá de motivación para llegar a ella.
  • A medida que vayas cumpliendo objetivos, hazte un regalo que no sea comida. La comida nunca debe ser ni un premio ni un castigo, puede ser un masaje, un perfume o prenda de ropa…
  • Rodéate de gente positiva, que te anime a continuar y con la que compartas buenos hábitos alimentarios, recetas sanas y nuevas o con las que puedas practicar alguna actividad deportiva.
  • Puedes publicar tus logros en las redes sociales para reforzar el apoyo de tus amigos y familia.
  • Apunta todo lo que consumes al día, te ayudará a ver dónde fallas y cómo corregirlo.

Los peores métodos para adelgazar

A estas alturas ya sabes diferenciar una dieta milagro de una dieta sana. Las dietas milagro son aquellas que te proponen bajar de peso en pocos días, quitando muchos alimentos o diciéndote que solo consumas de un tipo. Se venden como los mejores métodos para adelgazar cuando la realidad es que pierdes peso a costa de tu salud.

La pérdida de peso es a base de líquidos y de masa muscular, debido a que el metabolismo se acostumbra a ingerir pocas calorías y disminuye tu metabolismo basal, así, en cuanto vuelves a una alimentación normal sobran más calorías que antes, que se almacenan en forma de grasa y hacen que cada vez te cueste más mantener tu peso.

Tu cuerpo tiene memoria, por lo tanto, si has hecho dietas milagro, cada vez que comiences una nueva dieta, tu pérdida de peso será más lenta. Revisa en este artículo del Huffington Post las dietas que no deberías hacer. 

4 enemigos de los métodos para adelgazar 

Calorías vacías: alcohol y azúcar oculto en refrescos, golosinas, galletas, zumos envasados o bebidas estimulantes. Disminuye su consumo ya que sólo te aportan azúcares y apenas nutrientes, que estimulan la insulina, el apetito y el almacenamiento de grasa corporal.

Grasas saturadas y trans: sustituye la mantequilla o margarina por aceite de oliva virgen extra. Evita los platos precocinados y la bollería industrial.

Estrés: en fases de estrés tu cuerpo libera adrenalina, noradrenalina y cortisol, que provoca un aumento de la grasa abdominal. Si además tomas más café, o te saltas alguna comida, aumentará más el deseo por productos dulces porque se suman los efectos sobre la insulina.

Saltarse comidas: promueve el almacenamiento de grasa, ya que tu organismo se pone en modo ahorro. Por eso es tan importante que hagas 5 comidas al día, en un intervalo de 4 horas. Si tu cuerpo tiene un nivel de azúcar en sangre equilibrado, la insulina también se equilibra y te permite quemar las grasas almacenadas.

Síguenos a través de las Redes Sociales como Facebook, Twitter, Pinterest, Instagram, nuestro Canal de Youtube, o puedes bajarte gratis nuestra app a tu móvil. 

No lo pienses más y únete al movimiento Coher!