En este artículo hablamos de la alimentación recomendada para las personas a tratamiento con anticoagulantes orales (tipo Sintrom). En realidad no necesitan seguir una dieta concreta, sino ser constantes en lo qué comen: comer de todo sin que haya grandes cambios.

El Sintrom influye sobre la coagulación de la sangre. Sigue una dieta adaptada si estás tomando este medicación.

Los coágulos sanguíneos están formados por plaquetas y por una proteína llamada fibrina. Los anticoagulantes inhiben la formación de la fibrina, por lo que se reducen la formación de coágulos y trombos. 

El sintrom o (acenocumarol) impide la formación en el hígado de los factores activos de la coagulación II, VII, IX y X y de la proteína C, mediante inhibición de la gamma carboxilación de las proteínas precursoras mediada por la vitamina K.

Debes vigilar tu consumo de alimentos con un alto contenido en vitamina K, porque al introducirlos de forma brusca o con más frecuencia que de costumbre en tu dieta, podría alterar el INR o índice de anticoagulación.

Valores de INR entre 2 y 4 son deseables porque reducen el riesgo de trombosis o hemorragia. El riesgo de trombosis o embolias aumenta si la INR está por debajo de 2, sobre todo  cuánto más se acerca a 1. El riesgo de hemorragias aumenta con INR por encima de 4. Cuanto más alto es el valor INR, mayor riesgo de sangrado.

Alimentos y Sintrom

Un aumento del consumo de alimentos ricos en vitamina K provocan un menor efecto del Sintrom, favoreciendo el riesgo de trombos (disminuye el INR). Sin embargo, si se disminuye bruscamente la ingesta de alimentos ricos en vitamina K, aumenta el efecto del medicamento y el riesgo de hemorragia (aumenta el INR).

Por esta razón debes comer variado sin que la dieta cambie demasiado en cantidad o en frecuencia de consumo de los alimentos ricos en vitamina K para que el tratamiento sea eficaz y tu INR se mantenga en niveles adecuados.

Existen alimentos con alto contenido en vitamina K que debes controlar su ingesta. Ten también precaución con los productos de herboristería y dietéticos, en especial las infusiones que pueden alterar el INR. Ante la duda consúltalo con tu médico, farmacéutico o déjanos un comentario.

A continuación te explicamos qué tipos de alimentos puedes consumir libremente y cuáles debes consumirlos en menor cantidad o mantener su frecuencia de consumo semanal constante. Recuerda que no se trata de prohibir alimentos si no de consumirlos en una cantidad y frecuencia similar cada semana.

Alimentos de consumo libre si estás a tratamiento con Sintrom

Los siguientes alimentos como no contienen vitamina K puedes consumirlos con normalidad: maíz, berenjena, champiñón, patata, tomate no muy maduro, pepinillos, berenjenas, col fermentada, manzana, plátano, arándano, melón, pomelo, limón, naranja, carnes y pescados, huevos, lácteos (queso, yogur, cuajada), bebidas (café, colas, zumos de frutas, té negro, agua mineral), pasta y cereales (arroz, espaguetis, pan, cereales desayuno, rosquillas, avena), miel, gelatina, aceite de girasol.

Alimentos ricos en vitamina K que debes controlar

La vitamina K contenida en los alimentos afecta a la síntesis de factores de coagulación por parte del hígadoLos alimentos que contienen una alta concentración de vitamina K los puedes consumir una vez a la semana. Los de contenido medio los puedes comer de forma moderada (2 veces/semana).

Con sólo 300-600 g de verduras ricas en vitamina K, ya se puede producir una interacción.

Contenido medio en vit K Contenido alto en vit K
Espárragos Brócoli, col, coles de bruselas, repollo, col rizada, col lombarda
Aguacate Espinacas, acelgas
Guisantes Lechuga de hoja roja
Lechuga verde, lechuga iceberg
Pimiento verde, zanahoria, coliflor, judías verdes, pepino Nabos, remolacha
Tomate maduro Perejil, cebollino
Alcachofas Hígado, menudillos de ave
Margarina, Mantequilla Mahonesa 
Aceite de oliva,  Aceite de sésamo, aceite soja Aceite de soja, aceite de colza
Ver listado plantas medicinales Té verde
Ver listado de especias Mostaza en grano
 Anacardo, avellanas, pistachos Piñones 
 Higos, uvas, ciruelas Ciruelas pasas, higos pasos, uvas pasas
Toronja, kiwi, zumo arándanos

Otras interacciones frecuentes del Sintrom con alimentos y plantas

Estas interacciones pueden estar motivadas por su concentración en vitamina K, por la presencia de polisacáridos anticoagulantes de derivados salicilaos o por acción a nivel hepático.

Reducen INR (menor anticoagulación)

  • Vitamina K
  • El aguacate reduce la absorción e induce el metabolismo del fármaco, por lo que reduce el efecto anticoagulante. 
  • Vitamina C
  • Coenzima Q10
  • Gingseng (Panax ginseng)
  • Té verde (Camellia sinensis)
  • Leche de soja

Aumentan INR (mayor anticoagulación)

  • El ajo tiene efecto antiagregante o anticoagulante. En cantidades altas potencia el efecto anticoagulante (aumenta el INR)
  • El consumo excesivo de alcohol afecta al metabolismo del sintrom y puede elevar el INR y aumentar el riesgo de hemorragias
  • Se han detectado casos de aumento de INR en personas que consumían zumo de arándanos (muy recomendado en cistitis), por lo que es mejor evitar su consumo
  • Bayas de Goji
  • Dong Quai (Angellica sinensis, el ginseng femenino)
  • Danshen (Salvia miltiorrhiza)
  • Harpagofito o Garra del diablo (Harpagophytum procumbens)
  • Aceite y hojas de corteza de abedul
  • Palma enana americana (Serenoa repens)
  • Extracto de papaya (Carica papaya)
  • Plantas que contienen cumarínicos y que potencian el efecto de los anticoagulantes:
    • Alfalfa (Medicago sativa)
    • Angélica (Angelica archangelica)
    • Anís (Pimpinella anisum)
    • Árnica (Arnica montana)
    • Asafétida (Ferula spp.)
    • Apio (Apium graveolens)
    • Manzanilla alemana (Matricaria recutita)
    • Manzanilla romana (Anthemis nobilis)
    • Fenogreco (Trigonella foenum-graecum)
    • Castaño de indias (Aesculus hippocastanum)
    • Fresno espinoso (Zanthoxylum americana)
    • Cuasia (Picrasma excelsa)
    • Trébol rojo (Trifolium pratense)
  • Existen plantas con actividad antiplaquetaria in vitro que pueden aumentar el tiempo de sangrado como: 
    • Matricaria (Parthenium tanecetum)
    • Jengibre (Zingiber officinale)
    • Regaliz (Glycyrrhiza glabra)
    • Hierba Santamaría

La warfarina (otro fármaco anticoagulante) interactúa con el jengibre, el ginseng, el ginkgo biloba, con el hipérico o hierba de San Juan (Hypericum perforatum) y con la alfalfa (Medicago sativa). La hierba de San Juan presenta interacciones con muchos fármacos pues interfiere en el metabolismo hepático a nivel del citocromo P450. 

Otras plantas que pueden interaccionar son Achyranthes sp, agracejo (Berberis vulgaris), agripalma, alhova, ashwagandha, Antractylodes sp, bacopa, boldo (Pneumus boldus), bolsa de pastor (Capsella bursa pastoris), calabaza (Cucurbita pepo), canela (Cinamomum zeylanicum), guindilla (Capsicum anum), cardo mariano (Sylibum marianum), cebolla (Allium cepa), cebollino, chlorella, clavos (Sygyzium aromaticum), cola de caballo (Equisetum arvensis), coleo (Coleus sp), comino (Cuminum ciminum), coriandro o cilantro (Coriandrum sativum), Cordyceps sp, Coriolus sp, Cúrcuma (Curcuma longa), eleuterococo (Eleuterococus senticosus), Feberfew (Tanacetum parthenium), Ferula sp, Fucus sp, lino, (Linum usitasisimum) -no el aceite-, llantén (Plantago major), Mahonia sp, maiz estigmas (Zea mais), mangostán (Garcinia mangostan), meliloto (Melilotus officinale), noni (Morinda citrifolia), orégano.

Dieta y Sintrom

Cuando haces una dieta de adelgazamiento o vegetariana y tomas Sintrom, debes prestar especial atención a los cambios de la dieta porque se tiende a consumir más alimentos ricos en vitamina K (principalmente verduras de hojas verdes). Si quieres bajar de peso, es importante que comuniques a tu nutricionista que tomas Sintrom para que pueda ayudarte con la elaboración de los menús, y que le comentes al médico que vas a modificar algo tus hábitos alimentarios por si te quiere hacer controles con más frecuencia para evitar que se desajuste la pauta del Sintrom.

Sigue los consejos que te damos a continuación para poder hacer una dieta sana para perder peso sin que interfiera con tu tratamiento anticoagulante:

  • Establece un horario fijo de 5-6 comidas, teniendo en cuenta:
    • En todas las comidas debe haber: proteína, grasa e hidratos de carbono.
    • Haz tres comidas principales y dos/tres tentempiés.
    • No dejes pasar más de una hora, desde que te levantas sin desayunar.
    • No dejes pasar más de 4-5 horas entre comidas.
    • Si pasan más de 3 horas desde la cena a la hora de acostarte, debes tomar un snack (tipo media mañana o merienda).
  • No mezcles féculas en la misma comida: pan, pasta, arroz, patatas, plátano, maíz, remolacha.
  • Practica ejercicio moderado al menos un poco más de lo habitual. 40 minutos de caminata al día, andar en bici, bailar, nadar…
  • Bebe de 1,5-2 litros de agua al día. Mejor fuera de las comidas para no diluir los jugos gástricos.
  • La preparación de los alimentos es mejor a la plancha, cocidos, al vapor, horno…. Evita preparaciones culinarias que incorporan mucha grasa: fritos, guisos, empanados, potajes, etc.
  • Modera la cantidad de sal. En caso de hipertensión o de retención de líquidos es recomendable la “sal sin sodio”.
  • La coca-cola, el café, el mate y el té son acalóricos, pero son potentes estimuladores de la insulina y del almacenamiento de grasa corporal, por lo que reduce su consumo y si los tomas, que sea en el desayuno junto con otros alimentos con fibra. El resto del día tómalos descafeinados.
  • La bollería industrial contiene vitamina K procedende del aceite, margarina o mantequilla.

Intenta reducir el nivel de estrés pues provoca la misma respuesta fisiológica que la cafeína. Es recomendable practicar técnicas de relajación o yoga.

Hidden Content

Si te ha gustado este post DEJA UN COMENTARIO, estamos deseando hablar contigo e intercambiar ideas.

Puedes seguirnos en nuestras RRSS, FacebookTwitterPinterestGoogle +Instagram o nuestro Canal de Youtube para seguir todos nuestros consejos.